jueves, 24 de junio de 2010

Conversación IV

  


-Ha ha genial
-¿Y bueno hasta que hora te quedaras? No me importa quedarme hasta más tarde con tal que mi madre no se levante y me arme un quilombo.
-Me pasa lo mismo...pero tengo una excusa...tengo una presentación mañana y estoy preparando las diapositivas.
-Que lista muy bien pensado.
-Es verdad no lo he inventado. Aunque no dudaría en hacerlo –sonríe.
-¿Por qué no durarías?
-¿Quieres saber por qué no lo dudaría?
-sí, ¿por qué?
- Algún día te lo diré –sonríe nuevamente.
-Ya pues, me corroe la curiosidad.
-Me encanta...perfecto…. Amo crear suspenso y curiosidad.
-El suspenso me mata, por eso no veo películas de terror salvo que me acompañe alguna dama. Pero dímelo.  La curiosidad mato al gato a un pericote y una que otra cucaracha.
-Ya te dije que algún día te lo diré, no desesperes.
-esta espera desespera. Ya pues ¿Por qué?
-Te lo dejo a tu intuición.
-No  Intuición no, soy muy malo (o muy bueno) para esas cosas. Siempre imagino todo al revés. Siempre transgiverso las cosas
-¿Y si estas en lo cierto?
-Como puedes deducirlo si no sabes lo que estoy pensando.
-Ese es el punto: navegar en la infinita duda.
-Y yo que no tengo bote ni remos… pero dejémonos de divagaciones y dime él porque.

Aun espero la respuesta….
Ayrton Vargas
Posdata: ¿Seguire en esta espera?
Mar de copas - Mujer Noche

6 comentarios:

  1. Me gusta el nuevo diseño del blog.

    ResponderEliminar
  2. A tranquilizarse, q como ya te ha dicho... seguro q algún día de estos lo sabrás :)

    ResponderEliminar
  3. Me agrada la esencia del relato, muy de la vida diaria. Igual me pone ansioso quedarme con la duda :(

    ResponderEliminar
  4. kedarce con la duda me come por dentro....

    ResponderEliminar
  5. creo que tienes la respuesta!

    ResponderEliminar
  6. asdasdka *_* te dejo con la duda ! esa es una respuesta :)

    ResponderEliminar